jueves, 16 de febrero de 2017

La muerte viaja demasiado (1964)


La muerte viaja demasiado (1964) 
((( Directores )))
 José María Forqué, Claude Autant-Lara y Giancarlo Zagni
País: España, Francia e Italia
((( Guion )))
Jean Aurenche, Pierre Bost, Jaime de Armiñán, Marcello Fondato,
 Vicente Coello, José María Forqué, Tito Carpi, Giancarlo Zagni
((( Música )))
René Cloërec, Coriolano Gori, Adolfo Waitzman
((( Fotografía )))
Gilbert Chain, Mario Fioretti, Juan Mariné (B&W)
 ((( Actores y Actrices )))
Sylvie, Pierre Brasseur, Jean Richard, Emma Penella, José Luis López Vázquez, 
Leo Anchóriz, Agustín González, Alicia Hermida, Alida Valli, Folco Lulli, María Cuadra-
Daja-Tarto,
 ((( SINOPSIS )))
"Miss Wilma": Un circo, en el que es contratado un hombre como partenaire de la tiradora de arco, quien enamora premeditadamente al pobre diablo. Se comete un crimen y el hombre es acusado. Finalmente, se descubrirá el enredo. "El ciempiés": Una campesina cree que se le ha metido un ciempiés en el oído. Cree que va a morir. Sus familiares desean esta rápida muerte, para heredarla. Pero la campesina no muere, cuando todo parecía demostrarlo, rodeada de los preparativos fúnebres. La codicia se ve castigada con el enorme susto de su resurrección. "La corneja": Una viuda de luto acude al anuncio puesto por un terrateniente a fin de contraer matrimonio. La viuda es la Muerte. Despierta el terrateniente. Ha sido un sueño. Pero cuando, despierto, se asoma a la ventana ve llegar en un coche negro a la misma dama, que acude por lo de su anuncio.
((( Descarga Emule )))
(((  Descarga Directa  )))
RicardoTecela
https://www.4shared.com/folder/CuhNXc3i/_online.html
Filmografias:
Filmografias Temáticas: Comedia negra, Película de episodios
El título más interesante en que interviene Daja-Tarto es la coproducción La muerte viaja demasiado / Umorismo in nero (1965). Se trata de una película de sketchs que intenta conciliar humor negro y suspense. Codirigen el francés Claude Autant-Lara, el italiano de exigua filmografía, Giancarlo Zagni, y el español José María Forqué. El episodio de este tiene lugar en un circo. Miss Wilma (Emma Penella), una tiradora de ballesta, contrata al cándido Jacinto (José Luis López Vázquez) como asistente, pero cuando en el circo se comete un crimen, todas las pruebas le señalan como culpable. Uno supone, ya que no ha podido ver la película, que Daja-Tarto es una de las atracciones de dicho circo, acaso con un número en el que se puedan comprobar sus habilidades. Como decíamos antes, uno de sus números más castizos –recuerdo de su adolescencia maletillera-, tenía que ver con la Fiesta Nacional. Daja-Tarto se hacía enterrar en el centro del ruedo mientras se celebraba la lidia de un toro. La faena tenía doble emoción, porque una vez concluida la lidia con la muerte de uno de los oficiantes –generalmente, el toro, que no dispone de enfermería en la plaza, al contrario que el torero-, se procedía a desenterrar al faquir y comprobar si había podido contener la respiración durante veinte minutos. Este curioso espectáculo dio lugar a una anécdota durante la insurrección militar del general Sanjurjo en 1932. Parece que la lidia se había prolongado ese día y Daja-Tarto deba las últimas boqueadas. Los camilleros le llevan a la Casa de Socorro cuando les sorprende la balacera a la altura de La Cibeles. Sin pensárselo dos veces, los camilleros dejan allí abandonado al pobre faquir. Pues bien, Berlanga y su guionista colaborador, el excelso Rafael Azcona, incluyeron este sucedido en una de las primeras versiones del guión que luego daría lugar a La vaquilla (Luis G. Berlanga, 1985). Cuando los soldados hacen el recuento de víctimas, se quedan patidifusos al comprobar que entre las víctimas hay… un hindú.


Daja-Tarto
Gonzalo Mena Tortajada
1904-1988
El enigmático faquir Daja-Tarto
Uno se lo imagina perfectamente robando las bombillas del cuartel para caminar sobre cristales machacados o, en las interminables horas de guardia, introduciéndose la bayoneta hasta el esófago. Nace así Daja-Tarto, de indudable aroma oriental, acrónimo de su segundo apellido. Con este nombre debuta en el Circo Price de la capital del reino en 1927. Cemento, colillas, cuchillas de afeitar y bombillas constituyen su dieta habitual en la pista. Pronto amplía su repertorio: escaleras de sables, agujas que le atraviesan el cuello de parte a parte… Entre sus hazañas más recordadas, la crucifixión en el vestíbulo de un teatro portugués. El objetivo no era otro que saldar las deudas contraídas durante sus diarias incursiones al Casino de Estoril. El espectáculo se demostró tan fructífero que Daja-Tarto decidió no dejar que los agujeros se cerrasen mediante unos tornillos desenroscables. A consecuencia de las llagas sufrió una grave infección que atajó él mismo con el faquírico remedio de escaldarse vivo. Daja-Tarto regresa a España. Monta algunos espectáculos taurinos que más adelante se detallan, trabaja a las órdenes del dibujante y publicista Enrique Herreros en la promoción de las películas estrenadas en el Palacio de la Música y es punto fuerte en las veladas artísticas organizadas en El Pardo con motivo del 18 de julio. Daja-Tarto se casó con Dionisia Gallardo y tuvo con ella dos hijas que hicieron también carrera en la pista con el nombre de las Tinokas Sisters.
Daja-Tarto en el cine
Su peripecia vital quedó reflejada en el libro autobiográfico “Memorias del enigmático faquir Daja-Tarto”, pero sus incursiones cinematográficas no debieron tener mucha parte en su fama porque apenas las menciona. En tanto no se demuestre lo contrario, su debut cinematográfico tiene lugar en Un traje blanco / Il grande giorno (Rafael Gil, 1956), película de estampita de las que por aquel entonces realizaba Gil, a mayor gloria de Miguelito Gil, émulo de Joselito y Pablito Calvo. Daja-Tarto es un imponente Rey Mago que le regala el ansiado traje de almirantito para recibir la primera comunión. Otro niño prodigio, Miguel Ángel Rodríguez, es el protagonista de El sol sale todos los días (Antonio del Amo, 1958), donde de nuevo se consigna la intervención de nuestro faquir.


Un traje blanco (1956)
Director: Rafael Gil
Miguel Gil, Miguel Ángel Rodríguez, Julia Martínez, Julio Núñez, 
José Isbert, Luis Induni, Matilde Muñoz Sampedro, Carlos Miguel Solá, 
Rafael Bardem, Margarita Robles, Nicolás D. Perchicot, José Ramón Giner, 
Julio Goróstegui, José Manuel Martín, Ángel de Echenique.
Rey Mago,
((( Descarga Emule )))

El sol sale todos los días (1956) 
Director: Antonio del Amo
ctores: Marisa de Leza, Enrique Diosdado, Mercedes Monterrey, 
Barta Barry, Luis Pérez de León, Paco Bernal, Manuel Guitián,
 Aníbal Vela, Miguel Ángel Rodríguez-
El faquir Ravi Ramátraka- El circo Pelotti
((( Descarga Emule )))










Gracias por visitar nuestros blogs,

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada